En cualquier competencia que participemos y queramos correr más rápido, estaremos obligados a dar lo mejor de nosotros y estar preparados para sufrir por el esfuerzo que estamos haciendo.

Esta sensación de dolor es muy típica en las competencias, es una sensación de que “no podemos más” y por eso intentamos pegarnos a un grupo para seguir el ritmo, o buscamos técnicas para enfocarnos y no bajar el ritmo.

Para correr más rápido debes entrenar duro, pero también existen otras maneras de aportar a nuestro rendimiento.

(more…)